INYECCION A LA RED2019-07-30T01:06:41+02:00

LA ENERGÍA SOLAR

Inyección a la red

Componentes de los sistemas de autoconsumo fotovoltaico inyectado a red
Todas las inyecciones de electricidad a la red por parte del pequeño productor, así como la cantidad que este toma de la red son contabilizadas por un contador de doble sentido.

PRODUCTOS

Componentes de los sistemas de autoconsumo fotovoltaico inyectado a red

Una de las ventajas de este sistema es que se necesitan menos componentes que en el caso de los sistemas fotovoltaicos aislados, ya que no requiere de una batería que almacene la energía sobrante, por lo que resultan más económicos. Así, un sistema fotovoltaico de autoconsumo con conexión a red en balance neto o net metering sólo requiere de los siguientes elementos:

Componentes de un Sistema On – Grid

1. Paneles Solares: Compuestos de células solares las cuales a su vez están construidas con obleas finas de silicio fotosensibles.

2. Inversor: Encargado de convertir la energía que entregan los paneles solares (Voltaje DC) en energía útil para alimentar los electrodomésticos y equipos eléctricos (Voltaje AC).

3. Contador Bidireccional: Por donde pasa el excedente de energía.

El inversor puede ser un único aparato que transforma toda la corriente que llega del campo de paneles o bien tratarse de microinversores acoplados a cada uno de los paneles que transforman de manera individual la corriente generada por cada único panel.

Contadores de doble sentido– Es el elemento que contabiliza por un lado la cantidad de electricidad sobrante que la vivienda no ha usado y que inyecta a la red como por otro la que la vivienda toma de la red. Este tipo de contadores son semejantes a los que las compañías eléctricas tienen instalados en las vivienda, sólo que con la función de descontar.

Paneles solares fotovoltaicos– Son los encargados de transformar la luz solar en energía eléctrica. Los paneles solares producen electricidad en corriente continua (CC) Inversores– Es el componente del sistema que transforma las características de la corriente eléctrica que producen los paneles para hacerla apta para el uso doméstico.

Los inversores transforman la electricidad de corriente continua, que es como sale de los paneles, a corriente alterna que es como se usa en la viviendas. También estos sistemas transforman la corriente eléctrica de 12 V, el voltaje con el que suelen salir del campo de paneles, a 240 V o 120 V que es el que requieren las viviendas de Europa y América respectivamente.

0
congelación
0
congelación
0
congelación
La energía generada por sus paneles se inyecta a su consumo, produciendo importantes ahorros que se verán reflejados en su cuenta mensual de electricidad. No se utiliza banco de baterías, por lo que el sistema es de menor costo.
La energía a generar dependerá de su consumo diario, por ello, Riovalle le solicitará información respecto de sus consumos actuales y zona geográfica donde se instalará el sistema.

Ventajas y beneficios de las instalaciones fotovoltaicas de autoconsumo conectadas a la red.

Ahorro económico

La instalación de un sistema de paneles solares fotovoltaicos para autoconsumo conectado a red, puede suponer un ahorro en la factura de electricidad de en torno al 60% o 90% en función del tamaño de la instalación y de su nivel de cobertura de la demanda. El ahorro se deriva de que al generar electricidad de manera gratuita con el sol para autoconsumo, se deja de gastar dinero en la compra de ese mismo volumen de electricidad a la compañía eléctrica.

Se ha calculado que el periodo de retorno de la inversión ( Es decir el tiempo necesario para que la suma de los ahorros generados iguale a la compra del equipo) en un país como España está en un rango de entre 7 y 12 años aproximadamente al precio actual de la electricidad (este tiempo se irá acortando conforme el precio de la electricidad suba). Esto considerando exclusivamente el ahorro producido y sin considerar la posible remuneración que la venta de excedentes a la compañía eléctrica pueda conllevar, lo cual en España aún no está regulado, pero en otros países de habla hispana sí.

Considerando que un sistema solar fotovoltaico puede funcionar por 20 años como mínimo, aunque algunos tipos de reguladores tienen una vida más corta y necesitarán ser cambiados antes, a partir de que se cumpla el periodo de retorno, el ahorro económico que produzca el sistema será neto.

Además, al generar un porcentaje importante de la electricidad que consume de forma gratuita, el productor doméstico sufre mucho menos las posibles fluctuaciones (normalmente al alza) de los precios de la electricidad.

Los avances tecnológicos nos permiten encontrar hoy día en el mercado neveras, congeladores para equipos solares; que se caracterizan por tener más aislamiento y motores más eficientes.”

NUESTRA LINEA VERDE

Quieres recibir mas Notificaciones

todo en promociones

 





0